jueves, noviembre 24, 2005

 

Didjeridoo Gigante

El Didjeridoo Gigante no se da todos los días.

Para ser adjudicado a un co-blogero, éste tiene que demostrar mediante alguna prueba convincente su relación con alguien de "la familia constitucionalmente privilegiada".

Tras revisar las pruebas aportadas en su última anotación, debemos conceder y concedemos el Primer Didjeridoo Gigante a: rmcantin.

Desde hoy el enlace a su bitácora lucirá la preciada y sonora distinción.

Y para los más ociosos, incluyo a continuación la increible historia del descubrimiento del Didjeridoo.



Mucho tiempo atrás, en la tierra de Arnhem, vivía una tribu de aborígenes que constantemente se trasladaba de un lugar a otro, en búsqueda de alimentos. La vida era hermosa y feliz, hasta que repentinamente todo cambió.

Un día, dos hermosas hermanas estaban buscando alimento, cuando un demonio gigante las raptó y las llevo a su guarida. Las hermanas trataron y trataron de escapar pero sin conseguir ningún resultado. Eran infelices porque el gigante las tomó como esposas.


Después de largo tiempo ellas pudieron escapar aprovechando que el gigante se encontraba de cazería. Las dos hermanas encontraron el camino de vuelta a su hogar, a las tierras de su tribu.


El gigante estaba furioso cuando descubrió que sus esposas se habían escapado, dado que no iba a ser fácil encontrar dos hermosas jóvenes nuevamente. Partió inmediatamente tras ellas para encontrarlas y traerlas de vuelta.


Cuando los ancianos de la tribu se enteraron de lo sucedido, prepararon una trampa para el gigante; cavaron un hoyo y cuando el gigante apareció, usando a las hermanas como señuelo, lo atrajeron hacia el agujero.


Tan pronto como cayó en él, le arrojaron grandes cantidades de lanzas, que le hicieron parecer un puerco espín. Al doblarse de dolor el gigante comenzó a soplar su pene y el resultado fue el de emitir un increible sonido.


Los ancianos estaban tan sorprendidos por el sonido que trataron de imitarlo, naturalmente sin conseguirlo.


Fueron al bosque y cortaron un tronco de madera largo, el centro del mismo estaba ahuecado como si hubiese sido comido por las termitas. Soplando el tronco verticalmente les fue posible crear el mismo sonido del endemoniado gigante. Desde ese día el Didjeridoo ha sido usado en todas sus danzas y canciones.


Ahora podreís comprender el porqué a las mujeres aborígenes no les está permitido utilizar el Didjeridoo.

Etiquetas:


comentarios:
y los demonios gigantes se soplan el pene muy a menudo?
o solo cuando los cabrean?
 
otra duda:
la tribu tenia rey o no?
 
Oleee!!!
Ya tengo un didjeridoo gigante!!
A partir de ahora voy a parecer el primo malayo de Nacho Vidal :P

Hay que ver la cantidad de historias falicas que hay por el mundo.

Supongo que el gigante se soplaria el pene para quitarse las lanzas de la espalda. Tecnica similar a la que emplean en lepe para arreglar los bollos de los coches.

Lo curioso es que no se partiera el cuello en el intento.
 
aunque lo desmintió cuando llegó al país del marujeo (éste), se comentaba que Marilyn Manson se quitó una costilla para ser un virtuoso del didjeridoo
 
uhmmm... sabes tocarlo bien??

hace un tiempo me propuse construirme un didge (tenia entendido q se escribe con 'g') con PVC, pero me raye intentando aprender eso de la respiracion circular y total q lo acabe dejando...
 
tocarlo bien? no he sido capaz de hacerlo emitir ningún sonido, aunque por lo que dice el-aragon igual hay que quitarse una costilla...
 
con esto. puedes practicar un poco :D
 
Exijo mi didgerido, vale que haya sido hace tiempo, pero, ahi esta mi foto con la familia privilegiada
 
uyyyyyy qué tramposilloooo, esa familia privilegiada no pasa la "prueba de la cerilla"...
 
Tras una llamada a Zarzuela, la Familia Real, asidua lectora al elaragon, ha accedido sin reparos a mostrar su incondicional apoyo al autor para la consecución del didjeridoo gigante:

PRUEBAS REALES
 
pues igual colaba (tuturu), aunque si quieres prenderles fuego... eso ya es cosa tuya
 
Publicar un comentario en la entrada

<< Inicio