jueves, febrero 12, 2009

 

Entrenado para matar

Un joven de 14 años se encuentra actualmente en una cárcel juvenil en Kabul acusado de terrorismo tras haber planeado, supuestamente, un ataque suicida. Se quedará en la cárcel al menos cinco años y un par de años después será transferido a una cárcel para adultos. Al joven se le ha denegado el derecho a ponerse en contacto con su familia, por lo que desconocen su situación.

Frecuentaba una escuela coránica de las regiones tribales del Pakistán en donde se le transmitía una interpretación extremista de la religión musulmana. El joven comentó “cuando acabé de recitar el Corán el mulá vino a verme y me dijo que era la hora de cometer un acto suicida y por eso me trajeron a Afganistán sin consultarlo con mi familia”. En la frontera entre Pakistán y Afganistán fue entregado a extraños que lo llevaron a la provincia de Khost, un semillero de actividades terroristas en Afganistán.

Declaró que sus reclutadores le mintieron y le obligaron a entrenarse para utilizarle como bomba humana en contra de su voluntad. El joven explica que le dijeron que, como musulmán, su misión era matar a los soldados británicos y americanos porque ellos estaban matando a los musulmanes.

Hoy, 12 de febrero, es el Día Internacional para acabar con la utilización de los niños y niñas soldados.

Etiquetas:


comentarios: Publicar un comentario en la entrada

<< Inicio