sábado, octubre 31, 2009

 

Reivindicación arabesca

Puerta árabe (1...)
Abu Bakr Muhammad Ibn Yahya Ibn al-Saig Ibn Bayya, أبو بكر محمد بن يحيى بن الصايغ (Richi, esto va por ti), conocido como Ibn Bayya o con su nombre latino «Avempace», nace en Zaragoza entre 1085 y 1090 en el seno de una familia humilde, ajena a la vida intelectual. El apellido al-Saig indica que su padre y su abuelo (tal vez también el propio Avempace) eran plateros.

El joven Avempace tenía unas especiales dotes para el canto y para la música que le valieron el reconocimiento de los poderosos. Escribió un tratado de música y compuso canciones populares. El pretigioso arabista García Gómez lo cree el inventor del zéjel.

Entre 1110 y 1113 desempeñó el cargo de visir de Zaragoza. Parece ser que el acceso a la corte almorávide y su éxito ante los nuevos reyes de Zaragoza se debió a la influencia de sus planteamientos filosóficos, que propugnaban un estado ideal frente a los estados imperfectos y degenerados de su tiempo. A su condición de músico y de filósofo deberemos añadir la de médico, matemático, astrónomo y lógico.

En 1117 muere su protector Ibn Tifilwit y en 1118 ocupan la ciudad los cristianos. Ante la llegada de los cristianos, Avempace deja la ciudad y marcha a Játiva donde es apresado. Luego marcha a Almería y Granada y por último se embarca y pasa a Orán y Fez donde muere, probablemente asesinado, en el mes de Ramadán del año 523, 525 ó 533 de la Hégira ( entre 1128 y 1138 de la era cristiana). Los años postzaragozanos los dedicó al estudio y a la enseñanza, lejos de las ocupaciones políticas.

Entre sus contemporáneos mereció las más dispares opiniones: de las alabanzas sin límite a los mayores desprecios e insultos. Acusado de heterodoxo y envidiado por médicos y poetas presenta alguna parcela oscura en su biografía como su desmedido afán por el lucro en los negocios. Si los hombres se miden por la talla de sus enemigos, podríamos citar, entre otros, al célebérrimo médico Avenzoar (Ibn Zuhr) y al poeta Ibn Jaqan. Estos, a decir de su biógrafo al-Maqqari, le profesaban un odio visceral: “estaban separados como el agua y el fuego”.

(Ángel Longás y Simeón Martín)

Puerta árabe (... y 2) (fotos: Javifields)

Btayhi-Msaddar, Waverly Consort (Michael Jaffe)

Etiquetas: ,


comentarios:
Reportaje perfectamente ambientado y con la duda de saber cual es el lugar fotografiado que muestras.
¿Cúal es el lugar? Gracais javier.
 
Mallorca??
 
correcto, els Banys Àrabs de Palma
 
Publicar un comentario en la entrada

<< Inicio